Logo Vida Alterna


Compártenos
FaceBook Twitter Google Correo Pin it
www.pensamientos.com.mx/ > Relaciones humanas (Más) > Hablar y callar >

Hablar y callar

"Nunca confíes en tu lengua cuando tu corazón está amargo". Samuel J. Hurwitt.

PRUDENCIA. Adelantarse a las circunstancias, tomar mejores decisiones, conservar la compostura y el trato amable en todo momento, forjan una personalidad decidida, emprendedora y comprensiva.

HABLAR oportunamente, es acierto. HABLAR frente al enemigo, es civismo.

HABLAR ante una injusticia, es valentía. HABLAR para rectificar, es un deber.

HABLAR para defender, es compasión. HABLAR ante un dolor, es consolar.

HABLAR para ayudar a otros, es caridad. HABLAR con sinceridad, es rectitud.

HABLAR de sí mismo, es vanidad. HABLAR restituyendo fama, es honradez.

HABLAR aclarando chismes, es estupidez. HABLAR disipando falsos, es de conciencia.

HABLAR de defectos, es lastimar. HABLAR debiendo callar, es necedad.

HABLAR por hablar, es tontería. HABLAR de Dios, significa mucho amor.

CALLAR cuando acusan, es heroísmo. CALLAR cuando insultan, es amor.

CALLAR las propias penas, es sacrificio. CALLAR de sí mismo, es humildad.

CALLAR miserias humanas, es caridad. CALLAR a tiempo, es prudencia.

CALLAR en el dolor, es penitencia. CALLAR palabras inútiles, es virtud.

CALLAR cuando hieren, es santidad. CALLAR para defender, es nobleza.

CALLAR defectos ajenos, es benevolencia. CALLAR debiendo hablar, es cobardía. Colaboración de Roberto Camacho.


Zona de comentarios